Paraguay es una intriga en sí, pocos se han tomado la molestia de visitar este país encerrado entre Argentina, Bolivia y Brasil. Incluso los paraguayos más paraguayos reconocen no conocer el país, pues prefieren irse de vacaciones a otros destinos que tomarse la molestia de hacer turismo interno. No obstante nosotros nos empecinamos en visitar “el corazón de Sudamérica” y en esta aventura nos encontramos con ciertas cosas que nos han sorprendido y enamorado de este desconocido país.

1 Idioma guaraní:

Quizá es lo más sabido, pero el Paraguay fue el primer país de Latinoamérica en tener dos idiomas oficiales, uno de ellos una lengua nativa, el Guaraní. Este idioma que nada tiene que ver con ningún idioma latino se practica a lo largo y ancho del país. Difícil de entender e imposible de pronunciar (para los que nunca tuvimos contacto con él) tiene una fonética que resulta linda y peculiar para escuchar. Palabras como Jaguar, Ñandú, Tapir, o Jacarandá son palabras guaraníes

IMG_4239 (2)

2 Sopa paraguaya:

Uno va desprevenido al restaurant y se pide una Sopa paraguaya, y mientras le sirven se queda esperando un caldo, líquido…  Pues no. La Sopa paraguaya es más parecida a un pan o un budín que a una sopa. Es un bizcocho esponjoso salado hecho a base de maiz o mandioca y queso, huevo y leche. Delicioso.

Imagen 057.jpg

3 Gastronomía de Paraguay:

Si se le pregunta a un paraguayo cuales son las comidas típicas del país te dirán que no tienen. ¡Qué humildes son! Sólo hay que insistir y te tirarán una lista de platos típicos que son un manjar: Soyo, Vorí Vorí, Chipa, Chipa Guasú, Mbeyú, Caldo Avá, etc… Son algunas de las comidas tradicionales de los guaraníes (bien fusionadas en algunos casos con componentes típicos de España).

4 Hospitalidad:

El paraguayo suele ser una persona muy amable con el foráneo. Es muy normal preguntar por una dirección y que te lleven hasta allí si la indicación se complica. Preguntar la hora y acabar como invitado de honor en una fiesta familiar. Al paraguayo le gusta agasajar a las visitas, y no lo hacen con ningún interés más allá de hacer que el otro se sienta feliz y como en casa.

CIMG0390

5 Sentido del humor:

En Paraguay todos están de buen humor, al menos eso parece. Hasta el más tímido suele tener salidas divertidas que harán que sueltes alguna risa. Se valora mucho la alegría y se entiende que las penas son pasajeras y que se curan con la risa. Se puede uno topar con la clásica discusión callejera, pero ninguna de las partes mantendrá el enojo, pues no vale la pena perder tiempo con esas cosas.

6 Naturaleza:

Por más que uno busque no suele encontrar mucha información sobre Paraguay, y la que suele encontrar no suele ser sobre la naturaleza, pero ésta abunda. Basta con alejarse un poco de las grandes (?) ciudades y uno se encontrará con frondosa vegetación y una incalculable cantidad de fauna. Pájaros y aves de todo tipo pintan de colores emplumados los paisajes. También se pueden ver yaguares, caimanes, tapires e incluso monos aunque estos prefieran alejarse de las poblaciones urbanas. Sólo es cuestión de adentrarse.

7 Diversidad étnica:

Du sprechen Deutsch? Uno se había preparado para escuchar guaraní, pero de golpe se encuentra en el supermercado y lo atienden en ¡Alemán! Sí, hace unos 85 años atrás muchos alemanes menonitas (rama del cristianismo) migraron al interior de Paraguay y allí hicieron sus colonias, en las cuales aún usan el idioma germánico como lengua materna, y su castellano es muy alemán.

CIMG0382

8 Cerveza bien fría:

En este país de clima tropical, el calor es una constante con la que se ha aprendido a vivir, tanto es así que pedir una(s) cerveza(s) y que no te la ofrezcan en una cubitera llena de hielo es casi una ofensa. Hay que tener en cuenta que las temperaturas suelen sobrepasar los 35° y que la birra caliente no es el plan, por lo que siempre suelen darte un cubo lleno de hielo para mantener el frescor.

IMG_20160518_202502

9 Compras: Ciudad del Este.

Como bien indica su nombre, es la ciudad más al este del país, frontera con Brasil y Argentina. Esta ciudad es La Meca de las compras. Aquí no se pagan impuestos, y por una razón u otra (mejor no hablar de política) es el lugar más barato del continente para comprar tecnología, sean teléfonos, cámaras, computadoras, etc. Además de ropa de marca de todo tipo, aunque ojo con las falsificaciones.

10 (Bonus) ¡Asado!

Famoso y reconocido por el mundo es el asado argentino, pero el paraguayo no tiene nada que envidiarle. Paraguay tiene uno de los mayores índices de consumo de carne vacuna por habitante. Cada fin de semana han de comerse un asado, y si a eso le sumamos que cualquier motivo es bueno para hacerlo…  ¿Qué hemos ganado? Asado ¿Qué hemos perdido? Asado ¿Qué hemos empatado?…  y así sigue la cosa.

Estas son las sorpresas del Paraguay. Y si con esto no te hemos convencido para que pases por aquí, aprovecha la proximidad que tiene con las cataratas del Iguazú y verás como no te arrepientes!

Si te ha gustado compártelo. Que compartir es vivir y encima es gratis. Además nos ilusiona muchísimo saber que te ha gustado, por eso también te invitamos a dejarnos un comentario 😉